Publicidad

Volkswagen entierra al Jetta Clásico, pero traerá los Golf R, Up, Crossfox y Polo GTI a México... ¿Por qué?

Volkswagen entierra al Jetta Clásico, pero traerá los Golf R, Up, Crossfox y Polo GTI a México... ¿Por qué?
27 comentarios

Publicidad

Publicidad

Sí, parece descarada nuestra pregunta, ¿por qué enterrar un auto que debió salir del mercado en 2005? Pero ni Volkswagen ni ninguna marca juegan a los dados; tiene su por qué. Ahora que la producción del Jetta Clásico ha terminado —si quieres uno nuevo, anda y corre por alguno de los 400 que quedan a lo largo y ancho del país— la firma de Wolfsburg parece tener lista una estrategia muy fuerte en México. Y sí, el Golf R es parte de ella.

Para empezar, ahora que el Volkswagen Jetta de cuarta generación se ha ido, el Vento tiene vía libre para venderse incluso en versiones de entrada. De hecho, hasta el cierre de este artículo, las ventas del sedán proveniente de la India ya habían superado —eso sí, por muy poco— a las del aparentemente invencible Versa, y ahora ocupa el segundo lugar de ventas en el país.

OK, ¿Y qué tiene que ver el Vento con el Golf R?

Volkswagen Golf R 3

A simple vista, muy poco; analizando el mercado y la posición de la marca en nuestro país, bastante. Volkswagen ha logrado transferir satisfactoriamente la responsabilidad de ventas del Jetta Clásico al Vento, por lo que hay dinero para largo. Y si hay dinero, hay posibilidades de traer modelos como el Golf R, que seguramente no serán una explosión de ventas —y probablemente cueste lo que algún BMW Serie 1—, pero favorecen a la imagen de la marca: Hola, soy Volkswagen y tengo este coche que tanto esperabas, que quizá no puedes pagar, pero ya puedes babear en primera persona por él...

Pero más allá de mostrarnos lo que no podemos pagar, en la estrategia también podemos ver una preocupación de la marca por adentrarse al mercado de los urbanos, justo al otro extremo de la lista de precios. En tiempos en que todos los fabricantes apuestan por modelos globales, Volkswagen se estaba guardando modelos como el Up únicamente para Europa, cuando en realidad pueden funcionar muy bien en este extremo del Atlántico. ¿La solución? Crécelo unos cuantos centímetros y fabrícalo en Brasil, pero esta vez hazlo bien.

Vw Up Brasil

Y no es echarle tierra a ningún modelo fabricado en Brasil, ya hemos hablado de no juzgar a un coche por su país de origen, simplemente es prestar atención a cómo el segmento de los urbanos ha mejorado tanto que Volkswagen no podía dejar que el Up fuera poca cosa de cara a modelos tan bien logrados como el Hyundai Grand i10 y con el nuevo Chevrolet Spark a la vuelta de la esquina. Aún no hay precios, ni equipamiento, pero no esperamos nada abajo de los 140 mil ni arriba de los 180 ni sin ABS y 2 airbags en todas las versiones, esto sólo si pretende coronarse como el nuevo referente del segmento.

Ah, mira, el Crossfox y el Polo GTI

Vw Crossfox 2016

Sí, en los planes también está traer de vuelta al Polo de España... pero, de momento, sólo en su versión GTI con el facelift que recibió hace apenas unos meses. Con el auge de los hatchback deportivos en México, Volkswagen no iba a dejar vía libre a modelos de la competencia... o del mismo grupo.

¿Y el Crossfox? Bueno, pues bienvenido al 2015, fecha en que prácticamente todas las marcas tienen un SUV urbano, excepto Volkswagen. El Crossfox no es propiamente un rival de Chevrolet Trax, de Ford EcoSport, de Honda HR-V o de Mazda CX-3, pero es más que un hatchback y menos que un SUV, es una interesante propuesta brasileña que, dependiendo de su ejecución, podría convertirse en una buena alternativa frente a competidores como Renault Duster, y dejar muy atrás a otros como el Stepway.

Y bueno, también bajarle el precio a Tiguan

Volkswagen Tiguan

Que sí, se maneja muy bien y ofrece muy buenos acabados, pero su precio era claramente superior al de la competencia, lo que le ha restado un buen puñado de clientes que han buscado opciones más convencionales, como Honda CR-V, Mazda CX-5 y Nissan X-Trail. Para no dejar que la llama de las ventas del Tiguan se apagara, la marca ha decidido lanzar la versión de entrada ahora desde 334,900 pesos.

De ninguno de estos lanzamientos no se ha concretado alguna fecha ni se ha puesto el precio sobre la mesa, pero podemos asegurar que la marca sabe lo que hace, y que el Up se convertirá en un duro rival del i10 y del Spark. El mercado cambia, los consumidores también... ¿Ves, Volkswagen? Sí se podía vivir sin el Clásico.

En Motorpasión México | Así es el nuevo Volkswagen Vento, muy 'quiero ser un GTI'

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios