Compartir
Publicidad

Los cambios en el Mazda CX-3 2019 no se ven mucho, pero están ahí si sabes buscar

Los cambios en el Mazda CX-3 2019 no se ven mucho, pero están ahí si sabes buscar
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Mazda nunca ha sido una marca de facelifts profundos y quizá el nuevo CX-3 sea la máxima prueba. Para su año-modelo 2019, el más pequeño de los SUV de la firma japonesa se pone al día con cambios que requieren una explicación previa para entenderlos, pero que están ahí para hacerte la vida más sencilla luego de que la marca escuchara la opinión de algunos de sus clientes.

Desde fuera, necesitarás una lupa para descubrir que el diseño de la parrilla es nuevo y que a lo largo y ancho del vehículo hay nuevos detalles cromados o laqueados. El Mazda CX-3 2019 también estrena diseño de iluminación LED en las calaveras, rines de aluminio de 18 pulgadas y la pintura Soul Red Crystal que estrenó el CX-5 hace algunos años.

Mazda Cx 3 2019 5

En la cabina, el cambio más relevante es la introducción de un freno de estacionamiento eléctrico que permite un rediseño de la consola central. De tal manera, ahora se puede aprovechar mejor el espacio para incorporar un descansabrazos más útil y reubicar los portavasos. Hay cambios puntuales en el cuadro de instrumentos, en la insonorización del vehículo y en los asientos, que ahora son más cómodos.

Mazda Cx 3 2019 4

En términos mecánicos, la actualización del Mazda CX-3 2019 es todavía más sutil. Se revisó la suspensión para conseguir un andar más cómodo, silencioso y maniobrable. El motor ahora desarrolla más par a lo largo de todo su rango de revoluciones y las cifras finales de este 2.0 litros SKYACTIV-G quedan en 148 hp y 148 lb-pie.

El “nuevo” CX-3 saldrá a la venta en Estados Unidos esta primavera, de manera que podemos esperar su llegada a México a partir del segundo semestre de este año, una vez que el stock de unidades 2018 se haya terminado.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio