Publicidad

De un taller de dos amigos a ser el brazo deportivo de Mercedes-Benz en la F1: la historia de AMG
Industria

De un taller de dos amigos a ser el brazo deportivo de Mercedes-Benz en la F1: la historia de AMG

Publicidad

Publicidad

Aufrecht, Melcher y Grossaspach. Eso es lo que simboliza el acrónimo de AMG, el nombre de sus dos fundadores y la ciudad natal de uno de sus integrantes que se volvería una de las partes más importantes para el futuro de Mercedes-Benz a nivel desempeño, imagen y deporte motor. Hoy recordaremos la historia de la rama deportiva de Mercedes-Benz.

El trágico precursor

Mercedes-Benz tiene décadas en el negocio de los automóviles, por ende su experiencia en el deporte motor también es algo verdaderamente sorprendente. Aún antes y después de los periodos de guerra mundial la marca alemana se mantuvo como uno de los equipos más exitosos a vences. Al menos así fue hasta 1955.

El 11 de junio de 1955 se celebró la vigésimo tercera edición de las 24 horas de Le Mans, Mercedes compitió usando al 300 SLR teniendo entre sus pilotos a Juan Manuel Fangio y Pierre Levegh. Dicha edición de la carrera de resistencia más importante del mundo comenzó sin incidentes mayores. Desafortunadamente poco más de 30 vueltas después de arranque sucedió la mayor tragedia en la historia del automovilismo.

djfbad Juan Manuel Fangio en el Mercedes-Benz 300 SLR en Le Mans 1955.

Pierre Levegh en su Mercedes-Benz 300 SLR no pudo evitar chocar contra el Austin Healey de Lance Macklin que a su vez maniobraba para no impactarse contra el Jaguar D-Type de Mike Hawthorn que entró bruscamente a los pits frente a Macklin. El impacto de Levegh contra Macklin fue tan fuerte que el Mercedes 300 SLR del francés salió volando y terminó por impactarse en una zona repleta de espectadores, en el proceso varias partes del auto salieron despedidas y por si fuera poco, el auto se incendió al instante debido a su carrocería de aleación de magnesio.

El resultado extraoficial del incidente fue de al menos 84 muertes —algunas otras cifras hablan de hasta 130— incluyendo la de Levegh y al menos 100 heridos. A pesar de la magnitud de la catástrofe la carrera no se detuvo, para que la gente no saliera del lugar y bloqueara el paso a los servicios de emergencia que acudieron a ayudar. Durante el resto de las temporada 1955 Mercedes siguió compitiendo y se llevó el título de constructores, sin embargo, al final de la temporada decidieron retirarse indefinidamente del deporte motor para proteger la imagen de la marca y solidarizarse con los afectados por el choque de las 24 Horas de Le Mans.

El reinado de la marca había acabado y duró así por varios años hasta que un taller ajeno a la marca los puso de nuevo en el mapa.

Dos mecánicos con el mismo gusto por la velocidad

Captura De Pantalla 2019 08 16 A La S 14 02 32

Hans Werner Aufrecht y Erhard Melcher eran mecánicos de Mercedes-Benz que en los 60 estaban trabajando en modificar motores para un posible regreso a las pistas por parte de la marca alemana, desafortunadamente tal programa se canceló. Sin importar ello Aufrecth y Melcher decidieron comenzar a trabajar en sus ratos libres en un taller en la ciudad de Burgstetten, cerca de Stuttgart, cede de Mercedes-Benz. Ellos no sabían que gracias a AMG Mercedes regresaría como una potencia en el deporte motor.

Mercedes Benz Sl73 Amg 1999 1600 06 Al centro el Mercedes-Benz 300 SE "La puerca roja" ("The red pig").

Ahí lograron llevar un Mercedes 300 SE que poco a poco comenzaron a modificar para que pasara de producir 170 hp a 238 hp, también modificaron suspensión, frenos y otros componentes. Cuando el auto estuvo listo en 1965 contactaron a un amigo que conocían de sus días en Daimler-Benz, Manfred Schiek, quien tomó el auto y lo inscribió al campeonato alemán de autos de turismo en el que ganó 10 carreras en su primera temporada.

Amg Red Pig

Al darse a conocer la noticia de qué taller fue el encargado de modificar a tal Mercedes 300 SE —mismo que apodaron como "la puerca roja"—, comenzaron a llover pedidos para que Aufrecht y Melcher modificaran otros Mercedes-Benz para usarse en la pista o en carretera. Ahí nació, en 1967 “Aufrecht Melcher Großaspach Ingenieurbüro, Konstruktion und Versuch zur Entwicklung von Rennmotoren” (“Aufrecht Melcher Großaspach firma de ingenieria, diseño y pruebas para el desarrollo de motores de carreras").

Mercedes Benz 300 Sel 6 3 Amg 1971 1600 01 Mercedes-Benz 300 SEL 6.3 AMG (1971) Uno de los primeros trabajos más reconocidos de AMG.

Poco a poco su fama fue creciendo, hasta que en 1971 dieron un golpe de autoridad al lograr que un Mercedes 300 SEL 6.8 modificado por ellos con más de 400 hp quedará en segundo lugar general y ganador de su categoría en las 24 horas de Spa. El mérito de tal victoria fue el de un auto de lujo y que generalmente era visto como pesado y gigantesco, pudiera moverse a la velocidad que lograba gracias a los cambios de AMG.

Mercedes Benz Sl73 Amg 1999 1600 08

Su creciente reputación ayudó a que cada vez más clientes quisieran más autos de la gama de Mercedes modificados, por ellos, incluso obligando a la misma Mercedes a tratar de elevar el poder de sus autos para competir con AMG. En 1976 tras varios años de éxitos, AMG se mudó a Affalterbach, ciudad en la que aún permanecen sus cuarteles generales.

El éxito de AMG no se quedó sólo en Europa, incluso en América ya se buscaba la forma de conseguir los autos de AMG, por lo que en 1980 Daimler-Benz se alió con AMG para un programa deportivo en el DTM que como frutos dejó 50 victorias en la categoría automotriz más emblemática de Alemania.

Mercedes Benz C Class Dtm Amg 2007 1600 01 Mercedes-Benz Clase C DTM AMG (2007)

AMG regresó los autos de Mercedes a las pistas en los 60, sin embargo, Mercedes como equipo de fábrica en algunas categorías lo hizo hasta 1985. En Fórmula 1 regresó como proveedor de motores en 1994 y como constructor en 2010.

La buena química entre ambas marcas y la creciente demanda de los autos modificados por AMG hizo que en 1990 se hiciera por fin un convenio para que ambas marcas desarrollaran en conjunto sus autos, además de que los coches ya podían ser comprados directamente en las agencias de Mercedes-Benz, así como contar con garantía y poder recibir servicios de mantenimiento.

El primer Mercedes-Benz desarrollado en conjunto con AMG fue el Mercedes-Benz C36 AMG de 1993. En 2005 Daimler Chrysler adquirió el 100% de AMG con lo que ahora los recursos abundarían y provocarían que se presentarán las variantes más poderosas de la historia de Mercedes-Benz.

df

La fusión ha sido tan exitosa que la misma Mercedes-AMG ya ha obtenido la luz verde para diseñar autos desde 0, algo que pasó con el AMG GT. Su presencia en el DTM ha sido constante, también han participado en el WEC de la mano de Sauber y actualmente son la fuerza dominante de la Fórmula 1 desde 2014, aunque entraron como equipo en 2010. Mercedes-Benz ha probado más allá de la inversión de recursos, ser una marca con ADN deportivo desde sus inicios y con el apoyo de AMG han rendido grandes resultados en las categorías más importantes del mundo.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir