Publicidad

Lunaz convirtió al Rolls-Royce Phantom V 1961 es un clásico cero emisiones con tecnología de punta

Lunaz convirtió al Rolls-Royce Phantom V 1961 es un clásico cero emisiones con tecnología de punta
1 comentario

¿Te has imaginado cómo será el mundo automotriz en 15, 20 o 30 años más? ¿Existirán solo autos eléctricos o estos convivirán con los coches con motor de combustión interna? ¿Los autos clásicos como el Rolls-Royce Phantom V 1961 serán piezas de museo? ¿Se les permitirá circular normalmente o debido a su configuración de motor estarán destinados recoger polvo en algún lugar sin poder ver la luz del sol?

Rolls Royce Phantom V 1961 Por Lunaz 4

Resulta difícil saberlo, pero mientras ese momento llega, en la actualidad existen empresas que ya se están dedicando convertir autos ordinarios a eléctricos, esto es, retirando los viejos y cansados motores de combustión interna y sustituyéndolos por conjuntos impulsados por electricidad.

Rolls Royce Phantom V 1961 Por Lunaz 5

Y una de esas empresas es Lunaz, una firma que ya que en pasado nos ha deleitado con algunas reinterpretaciones eléctricas basadas en autos clásicos.

En esta ocasión Lunaz ha decidido poner sus manos en uno de los coches clásicos con mayor renombre a nivel mundial, para convertirlo en un modelo cero emisiones.

Rolls Royce Phantom V 1961 Por Lunaz 7

Nos referimos al Rolls-Royce Phantom V 1961, un vehículo que no solo recibió el motor eléctrico, sino que fue restaurado desde cero para posteriormente recibir el tren motriz eléctrico patentado de Lunaz, así como muchas otras modificaciones.

Rolls Royce Phantom V 1961 Por Lunaz 8

Pero ¿qué motivó a Lunaz a realizar este acto que podría ser considerado un sacrilegio para los puristas de la marca británica? Aunque no lo creas, la creciente demanda de Rolls-Royce Phantoms eléctricos.

Rolls Royce Phantom V 1961 Por Lunaz 1

Motivado por la demanda, Lunaz decidió crear la división** Rolls-Royce Silver Clouds**, a través de la cual, los clientes pueden seleccionar entre varios estilos de carrocería, ya sea de cuatro o dos puertas, en versiones coupé o descapotable.

Rolls Royce Phantom V 1961 Por Lunaz 2

El Rolls-Royce Phantom V 1961 convertido por Lunaz ha recibido el sistema de propulsión eléctrico que incluye un paquete de baterías de 120 kWh que ofrece, de acuerdo con el fabricante, una autonomía cercana a los 500 km.

Parte del proceso de creación de estos modelos incluye planos computarizados en 3D y un diseño personalizado al gusto de cada cliente. Cada auto recibe los detalles propios del modelo, como acabados en madera e incrustaciones de oro rosa.

Rolls Royce Phantom V 1961 Por Lunaz 6

El toque moderno para cada Rolls-Royce Phantom V 1961 llega de la mano de un sistema de información y entretenimiento de última generación con sistema de navegación. También se suma un sistema de audio que se puede dividir entre la parte trasera y la delantera y climatizador.

En la sección posterior encontramos dos pantallas integradas detrás de las mesas ancladas a la división del habitáculo e incluso una especie de bar que se coloca en la parte central y que se puede personalizar para adaptarlo a las bebidas favoritas del propietario.

A nivel interior, el Rolls-Royce Phantom 1961 cuenta con una configuración de ocho asientos, con dos bancas, una al frente y una en la sección posterior para tres pasajeros cada una, así como dos asientos ocasionales situados en la parte central.

En Motorpasión México | El Aviar R67 es un Mustang eléctrico con plataforma de Tesla y de origen ruso

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios