Publicidad

Pocas reuniones de amigos son tan divertidas como el Volkswagen GTI Track Day
Volkswagen

Pocas reuniones de amigos son tan divertidas como el Volkswagen GTI Track Day

El gusto por los autos es muy amplio y conlleva varios ejemplares como autos clásicos, modernos, europeos, japoneses, americanos, guayines, pick ups, etc. Uno en específico que enciende la emoción de miles de entusiastas en el mundo es el Volkswagen Golf GTI, un auto que actualmente se encuentra en su séptima generación y que en México se tiene una gran afición por él y este octavo Track Day organizado por el Club GTI México es una clara muestra de ello.

La cita fue en el Autódromo de Amozoc donde decenas de autos se daban cita, verdaderas piezas de colección de este ícono de la industria como la Caribe GT, que no es más que la primera generación del Golf, hasta ejemplares de la más reciente generación del Golf GTI, todos más que listos para que llegara la hora de tener pista abierta y disfrutar de su manejo.

Sin Titulo

Esta octava edición del Volkswagen GTI Track Day tiene la simple meta de que los miembros del club disfruten en un ambiente controlado sus autos; la sana convivencia, ambiente familiar y el pleno goce de observar los autos es también parte importante del evento pero, volviéndolo a mencionar y siguiendo el corazón de los entusiastas, lo más importante y llamativo está cuando te colocas detrás del volante y disfrutas la pista.

Darse cuenta de que piezas con cerca de 40 años de vida se encuentran en las condiciones ideales para conducirse a plenitud en un día de pista es tan admirable como observar la evolución de este auto que en esta, su séptima generación, sigue al pie de la letra aquella premisa de ser un auto ligero, pequeño y con gran dosis de diversión al volante.

Img 4501

Pista libre en un Volkswagen Golf GTI MK7

Luego de que los miembros del club dieran por terminada su actividad en pista, nos pusimos detrás del volante de la última y actual generación de tan venerado auto y aquí es donde disfrutamos como cada uno de los conductores, de la pista abierta con un ejemplar de motor 2.0 litros turbocargado de 220 HP y transmisión DSG de seis velocidades con cambios al volante.

El comportamiento en pista de este auto es tan agradable que nos hará creer que somos mejores conductores que lo que dicta la realidad. La aceleración del motor es muy buena y el paso por curva es fácil de llevar al límite, claro que tratándose de un auto con tracción en las ruedas delanteras, el subviraje estará presente si abusamos en nuestra trayectoria.

Img 4266

Tras un par de vueltas, el GTI nos ofrecía cada vez más confianza en él y atendiendo a ello, pudimos comprobar que el disfrute de su manejo no dejaba de aumentar. Controlar las relaciones de la transmisión con las paletas de cambio es cosa sencilla que nos otorga un manejo más deportivo y controlado al exigir más y más potencia, sobretodo al salir de las curvas donde reanudar la aceleración es vital para ganar segundos por vuelta.

Con esta experiencia en pista, comprobamos dos cosas. La primera, que la afición y veneración por este auto es tan grande que chicos y grandes, hombres y mujeres, la viven, la comparten y la exhiben; la segunda, que el Volkswagen Golf GTI es un claro ejemplo de ser un auto que puedes disfrutar y aprovechar en la ciudad durante cualquier rutina en un día común y corriente, también será capaz de comportarse a la altura y ofrecer diversión dentro de una pista.

Más en Motorpasión México | Volkswagen Passat 2016: Precios, versiones y equipamiento en México Fotografía: Salvador Sánchez Díaz

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios