Compartir
Publicidad
Publicidad

¿Cómo se puede adquirir una mejor versión de auto jugando con el financiamiento?

¿Cómo se puede adquirir una mejor versión de auto jugando con el financiamiento?
Guardar
12 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Considerando que la adquisición de un auto representa una inversión importante, el deseo de toda persona es adquirir el mejor vehículo posible, a fin de que la relación costo-beneficio sea favorable. Una opción para lograr este objetivo es ahorrar por años y, cuando llegue el momento, comprar el coche que más nos agrade; sin embargo, también se tiene la de emplear herramientas bancarias como el financiamiento para no esperar a juntar el valor del automotor que nos atrae.

Ahora, lo primero que habría que saber es qué es lo que se busca en un auto, tal vez que sea cómodo, seguro, un diseño elegante y atractivo por fuera y por dentro, una cajuela amplia, un asistente virtual… Cada persona sabrá su tipo de necesidades de movilidad. Luego habría que pensar en el presupuesto, capacidad de pago y si hay algún incentivo para adquirir ese auto en especial (seguro incluido el primer año, alguna bonificación).

JUEGA CON EL FINANCIAMIENTO Y ¡A RODAR!

Logan Renault Ba2

Es cierto que algunos instrumentos bancarios como los créditos no son sencillos; sin embargo, hay muchas formas de aprovecharlos y obtener lo que se desea bajo las mejores condiciones posibles. En el caso del financiamiento automotriz la situación no cambia, la única diferencia es que el bien que se adquiere es más costoso en comparación con el resto de los artículos de consumo que adquirimos cotidianamente.

Claro que siempre será mejor hacer un ejercicio para que no queden dudas de cómo se puede jugar con el financiamiento para comprar un vehículo. Por ejemplo, si quisiéramos un auto con las características que mencionamos en un principio, tal vez el Renault Logan sería un buen candidato a adquirir por su diseño, cajuela y atractivo, entre otros factores.

Para comenzar hay que saber que existen tres versiones: Authentique, Expression y Dynamique, donde la primera opción es la más económica y la última la de mayor costo. Claro que también sus prestaciones son diferentes y es ahí donde cada comprador debe considerar lo que realmente requiere de un vehículo.

Si se revisa la ficha técnica del Logan, podemos ver que en las cuestiones de motor, capacidad, dimensiones, frenos, peso y suspensión no existen diferencias entre los tres modelos (así que la calidad estaría garantizada independientemente del precio). Sin embargo, son los detalles lo que lo hacen único y es ahí donde puedes hacer que un vehículo como este se convierta en una proyección de tu personalidad.

¿Se quiere que el carro tenga cristales manuales o eléctricos? ¿Qué tipo de equipo de sonido se busca o realmente no es importante? ¿Se prefieren los rines de acero o los de aluminio? ¿Son deseables los sensores de reversa, un sistema de navegación y la compatibilidad con el asistente virtual de los smartphones (como Siri, de los iPhone)?

Bueno, aquí una serie de recomendaciones para comenzar a ver qué tipo de financiamiento es conveniente a fin de obtener una mejor versión del auto que se desea:

1.- Calcular la capacidad de pago: Se necesita hacer un balance entre ingresos y egresos mensuales, revisar qué gastos se pueden eliminar y cómo es posible reajustar el presupuesto a fin de obtener una cifra determinada libre que sería la que se destinaría al pago mensual del vehículo. Es importante ser responsable y realista.

2.- Considerar las externalidades: Sí, al adquirir un auto no sólo hay que pagar el crédito: la gasolina, el seguro, los servicios y todo lo relacionado con el mantenimiento regularmente escapa a las estimaciones iniciales.

3.- Que el enganche sea lo más alto posible: Realizar una aportación fuerte al inicio puede ser benéfica, pues el costo del crédito puede reducirse en función del tiempo que dure el financiamiento.

De manera que, si eliges plazos más largos, el monto mensual a pagar se reduce. Según la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (CONDUSEF), los bancos ofrecen la opción de pago de 6 a 60 meses. Antes de decidir habría que preguntarse, ¿cuánto tiempo se quiere estar pagando un auto: 4, 5 años?

4.- Saber cuál es la tasa de interés y de qué tipo es: Sí, los créditos bancarios son servicios y como tales, tienen un costo: éste es el interés. De manera que opta por aquellos no eleven drásticamente el costo del vehículo (alrededor de un 15% podría una buena cantidad). Ahora, ¿será fijo? Esto no elevaría el costo del auto que la distribuidora haya fijado al momento de la compra.

5.- Pagar a tiempo: Uno de los puntos más importantes siempre es siempre hacer las aportaciones en tiempo y forma, de otra manera habría penalizaciones por no realizar los pagos en el momento pactado.

Volviendo al ejemplo, imaginemos que se ha decidido adquirir el Renault Logan en su versión Authentique. Luego de un rápido cálculo, se tendrá un monto mensual específico a 36 meses, al contemplar un enganche de un cuarto del valor del vehículo. Pero, ¿y si se extendiera a 48? ¿La mensualidad que se obtuvo inicialmente podría permitirnos adquirir la versión Expression?

El secreto está en jugar con algunas de las variables y ver cuál de ellas hará que el financiamiento nos permita adquirir una mejor versión del auto que se quiere.

¿SON CONFIABLES LOS CRÉDITOS AUTOMOTRICES?

Ba6 Renault Logan

En México, 18 instituciones bancarias ofrecen créditos para adquirir un auto, según el más reciente reporte de la CONDUSEF. Claro que también indica que el 80% de estos están concentrados en 7 de las entidades financieras del país.

De acuerdo con la misma institución, el crédito automotriz ha presentado una importante recuperación en los últimos cinco años, pues en febrero de 2016 se tenían registrados más de 755 mil contratos -algo que no se veía desde 2011 en donde se llegaron a tener poco más de 779 mil-.

Estos datos son signo de la creciente confianza de los mexicanos en este tipo de instrumentos financieros. ¿Ha habido reclamaciones? Sí, de enero a junio de 2016, se presentaron 1,489 reclamaciones, el 92% de ellas relacionadas con los 7 bancos con más contratos; sin embargo, éstas sólo representan un 0.2% del total de los créditos.

Debes saber que la CONDUSEF cuenta con un Simulador de Crédito Automotriz, donde cada persona puede jugar con las variables a fin de perfilar el contrato que más le convenga para adquirir el auto que más le atrae.

Revisar la herramienta antes de llegar con el distribuidor permitirá al comprador entender mejor las condiciones del financiamiento (leé el contrato completo para que no haya sorpresas) y verás que estrenar un auto será mucho más placentero.

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos