Publicidad

Los siete hábitos que te convertirán en un buen conductor mexicano
Motorpasion

Los siete hábitos que te convertirán en un buen conductor mexicano

HOY SE HABLA DE

¿Qué te parece si hoy le damos un respiro a la violencia al volante? Vamos a darle un descanso a la agresividad, a los claxonazos, a los cerrones, a las “aventadas de lámina” y demás hábitos que nos identifican como conductores mexicanos.

¿Alguna vez te has puesto a pensar cuáles son las características que te convertirían en un buen conductor mexicano? ¿En un ejemplo para las nuevas generaciones? Si nunca lo has pensando, aquí te vamos a mencionar algunas.

1.- Ceder el paso

No hagas correr a los pobres peatones, acelerado cuando ves que están cruzando la calle. Se cortés y frena el vehículo unos segundos para que las personas crucen tranquilamente la cinta asfáltica.

Y por favor, tampoco muevas la mano nerviosamente para apresurarlos; eso es sumamente molesto. Tampoco te vueles el tope con tal de no dejar pasar a los pobres transeúntes. Ellos y la suspensión de tu coche te lo agradecerán.

2.- Uno por uno

No son dos. Es la regla básica que muy pocos automovilistas mexicanos respetan, ya sea que estén en una intersección, en un cruce con el semáforo descompuesto o a punto de cruzar una calle.

Pocos conductores caen en la cuenta de que respetando esta sencilla regla se evitarían muchos congestionamientos viales. Ceder el paso no te va demorar mucho y si te puede convertir en un buen automoilista, en la excepción a la regla.

Buen Conductor Mexicano 1

3.- Las manos alejadas del claxon

Como si de un requisito para obtener la licencia de manejo se tratara, la mayoría de los conductores mexicanos se la viven pegados al claxon, haciéndolo sonar por cualquier causa. Para apresurar a los que van delante de ellos; para avisar que hace un segundo se acaba de poner la luz verde del semáforo, para hacer correr a los peatones, y, desde luego, para recordarle el 10 de mayo a todo aquel que ose interponerse en su veloz carrera.

Usar menos el claxon y enfocarte más en la música de a bordo te ayudará a obtener un viaje más relajado, con menos estrés. Vamos, pruébalo un día. Además, recuerda que en la capital del país, el uso indiscriminado del claxon será motivo de multa.

4.- Respetando lugares nos entenderemos mejor

Aquí en Motorpasión México hemos abordado el tema de mil formas. Uno de los peores vicios que puede tener un conductor mexicano es no respetar las líneas amarillas que señalan el paso de peatones y los espacios de estacionamiento para personas con capacidades distintas.

El hacer caso a esta sencilla regla de respeto básico te convertirá, sin duda, en un mejor conductor mexicano.

Buen Conductor Mexicano 2

5.- Aceptar la culpa

La regla básica es: si cometiste una infracción ¡acepta la culpa y, en su caso, el castigo! Seguramente en más de una ocasión te ha tocado ver a un automovilista que luego de cometer una infracción, discute y discute y discute con el agente de tránsito, alegando inocencia.

¡Pero eso no es lo peor! Lo peor es que el conductor se enfurece y llega a insultar al uniformado. Por favor, amigos, seamos responsables de nuestras faltas. Si cometimos una infracción, lo mejor es aceptar nuestra culpa y la consiguiente multa. Esto también servirá para reducir el alto índice de corrupción de nuestro país.

6.- Controla el acelerador

Tan cara que está la gasolina y tantos automovilistas que andan de aquí para allá a toda velocidad, rebasando por el lado equivocado, apresurando a todo mundo y esparciendo su estrés al por mayor.

¿Quieres convertirte en un buen conductor mexicano? Bájale a la velocidad, calcula mejor tus tiempos para que no tengas que andar a las prisas por toda la ciudad. ¿Qué obtendrás a cambio?

+ Menos estrés

+ Menos consumo de combustible y por lo consiguiente, finanzas más sanas

7.- Y lo más importante

Al rato, cuando circules a bordo de tu auto, voltea a ver a tus vecinos y descubrirás, con azoro, que en tantos y tantos rostros al volante descubrirás muy pocas sonrisas. Si el tráfico está pesado ¡sonríe! Si por culpa del congestionamiento vas a llegar tarde a tu cita ¡Sonríe! El enojarte no va a solucionar nada, ni va a lograr que el tráfico avance más rápidamente ni que a tu auto le salgan alas y una hélice, así que ¿para qué desesperarse?

Sonreír más y fruncir menos el ceño definitivamente te convertirá en un mejor conductor mexicano y además, las sonrisas son contagiosas, pruébalo y compruébalo.

En Motorpasión México | Adiós a las vueltas continuas y a tocar el claxon indiscriminadamente. Te conviene conocer el nuevo Reglamento de Tránsito del Distrito Federal

Imágenes: Shutterstock

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio