Compartir
Publicidad

7 mil dólares es lo que puede costar reparar una pequeña abolladura en un Tesla Model 3

7 mil dólares es lo que puede costar reparar una pequeña abolladura en un Tesla Model 3
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El Tesla Model 3 es el modelo de entrada a la marca, y como tal, es el más económico de toda la familia. Aunque la versión base que promete un precio de 35 mil dólares no ha llegado al mercado (y se sigue retrasando), las versiones que se venden actualmente siguen siendo considerablemente más baratas que cualquiera de sus dos hermanos. Uno pensaría que con el enfoque del auto de ser económico, también el mantenimiento sería accesible, pero parece que no.

Chris Boylan de Clean Technica tuvo un pequeño accidente con su Model 3 en el que abolló la salpicadera delantera izquierda. De primera instancia no parece ser algo muy complicado de arreglar, pero como nos relata en su historia, resultó ser mucho peor de lo que creía ya que esperaba pagar unos cuantos cientos de dólares, pero la realidad fue muy diferente.

Tesla Model 3 Dent

Boylan llevó su auto a un taller llamado Precision Autoworks, uno de los pocos en Nueva York que estás certificados por Tesla, y decidió llamar a su seguro para que se hiciera cargo de los costos de la reparación. Después de varios días de no recibir noticias, Boylan preguntó a la aseguradora qué estaba sucediendo, y la respuesta fue algo que no esperaba: El problema fue que el costo de la reparación era de 7 mil dólares, de los cuales casi 5 mil eran sólo de mano de obra. Esto se debe en gran parte a que la pieza en cuestión es de aluminio y no se podía reparar, sólo cambiar.

Y es ahí donde el precio se va por los cielos. El primer problema es el color de la carrocería que cuenta con pintura que necesita un proceso especial con tres capas de pintura y primer. Al ser una pieza nueva hay que asegurarse que quede exactamente del mismo color, lo que requiere tiempo. El otro gran problema era simplemente quitar la pieza. Para poderla remover, hay que quitar gran parte del izquierdo del auto, incluyendo molduras, acabados, el retrovisor y la defensa delantera. Esto empeora si tomamos en cuenta que también hay que recalibrar el sensor de distancia delantero y que hay que desarmar el asiento trasero para desconectar el paquete de baterías.

Tesla Model 3 Dent

El precio era tal que la aseguradora mandó a su propio perito, que al final concordó con el precio estimado por el taller por lo que se aprobó y se logró reparar. Uno pensaría que un detalle tan pequeño no debería tener tanto problema, pero con los autos de hoy en día que cuentan con tanta tecnología, algo que debió ser sumamente sencillo se convirtió en un proceso complicado que tomó mucho tiempo y dinero.

En Motorpasión México | Tesla explica con un Model X por qué un SUV es tan propenso a volcarse (y el suyo no)

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio