Compartir
Publicidad
Nueva Mazda CX-5, un SUV con vocación de líder... que aún dice 'no' al turbo
Mazda

Nueva Mazda CX-5, un SUV con vocación de líder... que aún dice 'no' al turbo

Publicidad
Publicidad

Es complicado poner en tela de juicio la capacidad de liderazgo de la Mazda CX-5 cuando las calles están repletas de ella. Desde su lanzamiento en 2012, hasta el día de hoy, ha vendido alrededor de 1.4 millones de unidades en 120 países, y representa la cuarta parte de las ventas de la marca a nivel global. Con su segunda generación, Mazda vuelve a apuntar a lo más alto del segmento.

Según Mazda, la CX-5 fue desarrollada a partir de la idea "an SUV all customers will enjoy" (un SUV que todos los clientes disfruten). Es precisamente ahí donde entendemos la clave de su éxito. La generación pasada destacó por su manejo, sus acabados y su diseño; la nueva no quiere hacer menos.

Mazda Cx 5 2018 23

Un diseño que no rompe esquemas... y qué bueno

En 2012, la Mazda CX-5 fue la responsable de estrenar el lenguaje de diseño KODO que sigue vigente hasta nuestros días. Con el lanzamiento de nuevos modelos, el estilo no ha hecho más que madurar, y ahora que tenemos de frente a su segunda generación, vemos los resultados.

El cofre alargado y la prominente parrilla con detalles cromados que se integran a los faros son detalles muy Mazda. El diseño de la fascia —y de las líneas que dan estilo a la silueta— aprovechan un juego de luces y sombras para exaltar los trazos de esta nueva generación, que es apenas un centímetro más larga y dos más baja.

Mazda Cx 5 2018 31

Por sus dimensiones, el espacio interior de la CX-5 2018 debe ser muy similar al del modelo actual.

Al interior, la Mazda CX-5 recibe en herencia todo lo que nos gustó de la CX-9. La combinación de colores, formas y texturas dan la impresión de estar ante un vehículo premium. Además, de acuerdo con la marca, cada mando está localizado en el lugar idóneo para evitar distracciones al conducir.

En este sentido, contamos con la segunda generación del head-up display de la marca, con gráficos mejor logrados y mayor cantidad de información. También está disponible una pantalla de 4.6 pulgadas en el cuadro de instrumentos, y de siete pulgadas en la parte superior del tablero, para controlar el sistema de infotenimiento.

Sin entrar en muchos detalles acerca del nivel de equipamiento, Mazda destaca el sistema de sonido Bose con 10 bocinas, desarrollado en conjunto por ambas firmas, específicamente para este modelo. Incluye el sistema de compensación de ruido AudioPilot 2 y el sistema de sonido envolvente Centerpoint 2.

Mazda Cx 5 2018 15

La Mazda CX-5 se resiste a los motores turbo

En un mercado donde cada vez más camionetas reciben motores turbo, la Mazda CX-5 2018 continúa apostando por motores atmosféricos. La gama está compuesta por las mismas opciones que la generación actual, un 2.0 litros y un 2.5 litros de la familia SKYACTIV-G. Mazda no ha anunciado sus especificaciones, pero seguramente aumentaron ligeramente su potencia y redujeron sensiblemente el consumo de combustible. Para el mercado europeo, ofrece también un motor de diésel de 2.2 litros.

Las novedades en el apartado mecánico, como podrás notar, no se encuentran directamente en lo que está bajo el cofre. Lo más importante lo lleva en sus entrañas. Para empezar, la rigidez torsional aumentó un 15.5%, con lo que se consiguen reacciones más ágiles. De igual manera, aumentó el diámetro de los pistones de los amortiguadores delanteros, para lograr un manejo más suave y filtrar mejor las irregularidades del camino.

La electrónica también está al servicio de la Mazda CX-5. Cuenta con el sistema G-Vectoring Control que conocimos hace unas semanas en el Mazda3. También ofrece el sistema de tracción integral predictivo i-ACTIV AWD, que previene que las llantas delanteras derrapen.

Sus cartas de presentación son aceleración lineal y buen rendimiento de combustible. ¿Suficiente para hacer frente a sus rivales turbo?
Mazda Cx 5 2018 10

Llegará a México en mayo de 2017

Mientras lees esto, la marca está presentándola en el Auto Show de Los Ángeles. El primer mercado en recibirla será el japonés, en febrero del próximo año. Más adelante se irá integrando al resto de los mercados globales, incluido México. Aún no hay fecha concreta, pero lo más probable es que esté con nosotros entre mayo y junio de 2017, como año-modelo 2018.

Según mercados, variará la oferta de motores y asistencias de conducción. Para México podemos esperar versiones de tracción delantera e integral, con los motores de 2.0 y 2.5 litros, con transmisión automática de seis velocidades. Sus precios aún no son anunciados, pero no deberán subir demasiado respecto a la generación actual.

Temas
Publicidad

También te puede gustar

Publicidad
Publicidad

Ver más artículos